Sin poblanas en la política… prevalecería la ingobernabilidad

Existen 1,192 mujeres que ocupan un alto nivel en la política poblana; sin su trabajo, representaría un riesgo para el Estado.

  • URL copiada al portapapeles

Ni una mujer en la calle, ni una mujer en los puestos públicos para los que fueron electas o designadas, implica un paso a la ingobernabilidad.

En Puebla hay mil 192 mujeres que ocupan cargos de alto nivel político y público, tanto en el Congreso de la Unión, la Legislatura local, como en el gobierno del estado y en los 217 municipios –como alcaldesas, regidoras y síndicas.

Su ausencia representa desde la suspensión del ejercicio del gasto público, hasta parálisis en el pago de nómina de los trabajadores del Estado.

También pone en jaque el cumplimiento de programas sociales, la modernización del campo e incluso puede generar una parálisis en la aprobación de iniciativas de ley y reformas normativas.

En el gobierno de Miguel Barbosa Huerta hay nueve titulares de despacho de género femenino, y ocupan carteras de alta relevancia para el Plan Estatal de Desarrollo propuesto para el periodo 2019-2024.

También lee: El juego de Serpientes y escaleras de la política poblana rumbo al 2020

Las funcionarias e encuentran al frente de la estructura económico-financiera, al encabezar Finanzas y Planeación, Administración, Economía y Turismo.

Complementan estratégicamente el gabinete en la Función Pública, pilar para el combate a la corrupción que prometió el titular del Ejecutivo en las campañas de 2018 y 2019.

Finalmente, también son responsables de las áreas del sector social y campesino, a través de la dirección de las secretarías de Desarrollo Social, Desarrollo Rural y Medio Ambiente.

Este bloque de nueve dependencias estatales opera un presupuesto real —no general de la administración— de más de 45 mil millones de pesos.

Aunque la secretaria de Finanzas y Planeación, María Teresa Castro Corro, es la facultada para la distribución del ingreso para ejecutar el gasto, que asciende a 95 mil millones de pesos para 2020.

Lizeth Sánchez, de Desarrollo Social, por ejemplo, tiene a su cargo el Programa Felicidad, que consiste, entre otros rubros, en el reparto de apoyos como tinacos para familias asentadas en colonias populares.

A nivel municipal, son 45 las presidentas que encabezan, entre otros, los ayuntamientos de mayor relevancia tanto por densidad de población como por presupuesto, e incluso por las dificultades que enfrentan en materia de seguridad pública.

Destacan Claudia Rivera Vivanco, de Puebla; Karina Pérez Popoca, de San Andrés Cholula; Norma Layón Aarún, de San Martín Texmelucan; Angélica Alvarado Juárez, de Huejotzingo; así como Guadalupe Daniel Hernández, de Cuautlancingo.

En total, estas alcaldesas gobiernan a más de 2 millones de poblanos y ejercen recursos que superan los 10 mil millones de pesos.

Este 9 de marzo, sin ellas, aunque existen mandos de primero y segundo nivel, la operación municipal queda vulnerable, toda vez que son las responsables de conducir y de responsabilizarse de la toma de decisiones.

Hay mayor complicación en la organización municipal, porque existen en los 217 cabildos un total de 941 regidoras y 166 síndicas.

Al revisar el listado de planillas ganadores en la base de datos del Instituto Estatal Electoral (IEE), se constató que existe una paridad de género en la conformación de esos órganos colegiados, por lo que en un escenario de sólo hombres, éstos no podrían aprobar ningún punto, incluso ni convocar a sesiones.

Una situación similar ocurre en el Congreso del Estado, que si bien cuenta con más legisladores, es mínima la diferencia y por si solos no construyen mayoría y en más del 45 por ciento de las comisiones quedarían reglamentariamente inoperantes.

Mientras que a nivel diputaciones federales, siete distritos se quedarían sin representante popular, lo cual significa cero cabildeo para la obtención de recursos en beneficio de los municipios que los conforman.

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en el documento denominado “Panorama Sociodemográfico 2015 de Puebla”, informó que en el estado, de 6 millones 168 mil 883 habitantes, 52.3 por ciento son mujeres.

Las cifras oficiales muestran una entidad machista en términos de economía, ya que del total de la población económicamente activa, sólo 33.3 por ciento corresponde a mujeres.

 

¿Qué pasaría si dejaran la política?



  • URL copiada al portapapeles