18 julio 2019
El Popular

La corte de los milagros

Hagamos números

Por Rodolfo RUIZ. / mayo . 16, 2019.

De las encuestas que se han difundido sobre la elección extraordinaria de gobernador de Puebla, la publicada este miércoles por el periódico Reforma me parece la más realista.

Sostengo que es la más apegada a la realidad porque confirma que Barbosa se perfila a ganar los comicios, con una ventaja ciertamente cómoda, pero que no es de 2 a 1 y mucho menos de 30 puntos, como propagandísticamente dicen algunos medios.

Dicho estudio demoscópico apunta a que si hoy fuera la elección, Luis Miguel Barbosa, de la coalición Morena, PT y PVEM, obtendría el 52 por ciento de los sufragios; el candidato común del PAN, PRD y MC, Enrique Cárdenas, el 32 por ciento; y el abanderado del PRI, Alberto Jiménez Merino el 16 por ciento.

¿Eso qué significa en votos?

Si tales porcentajes los traducimos en sufragios, eso significa que Barbosa podría igualar o superar la votación alcanzada en 2018, cuando perdió la gubernatura por 4 puntos frente a Martha Erika Alonso Hidalgo, siempre que la participación electoral fuera de más/menos el 50 por ciento. Si el abstencionismo fuera del 55 o 60 por ciento, el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia difícilmente podría aspirar a computar un millón de votos.

En el caso de Enrique Cárdenas, significaría que el PAN y sus aliados obtendrían alrededor de 733 mil votos; es decir, que pese a todas las adversidades, el blanquiazul mantendría su piso histórico de más/menos 650 mil sufragios en la entidad.

Sin embargo, en el caso de Alberto Jiménez Merino, ese porcentaje revelaría que el PRI tendría su peor caída histórica, al no llegar siquiera al medio millón de votos.

En las elecciones de gobernador de 2018, el PRI obtuvo con Enrique Doger Guerrero 555 mil 41 sufragios; en las elecciones de gobernador de 2016, 596 mil 865 con Blanca Alcalá Ruiz; y en las elecciones de gobernador de 2010, 883 mil 285 sufragios con Javier López Zavala.

Si Jiménez Merino sólo alcanzara el 16 por ciento de los sufragios, como prevé la encuesta de Reforma, eso supondría que su votación rondaría los 366 mil votos, cifra que sería la más baja —nominal y porcentualmente— en toda la historia política del expartidazo.

Te puede interesar