20 junio 2019
El Popular

La causa y lo causado

¿Qué se ha encontrado hasta el momento?

Por Miguel Barbosa Huerta. / septiembre . 28, 2018.

En el recuento total de votos para la elección de gobernador en Puebla se han encontrado miles de irregularidades y, seguramente, en los días que restan de este ejercicio inédito, se encontraran miles más. Cabe mencionar que no se trata solamente de contar votos, este recuento no va dar un resultado del que se desprenda la legalidad de la elección. Lo que se corroborará es el cúmulo de irregularidades que la Sala Superior detectó y, por lo tanto, ordenó el recuento total. Brevemente repasemos  algunas de éstas.

1. Los paquetes electorales se resguardaron, mejor dicho se arrumbaron en una bodega, que no era del uso exclusivo del INE, sino que estaba bajo el control del gobierno del Estado, ahí estaban guardados vehículos de diversas dependencias y tenían acceso al inmueble personas ajenas al tema electoral. Está certificado, por  autoridades de la Sala Superior y por Notario Público, que dicha bodega tenía las puertas abiertas, así que cualquier persona podía entrar y salir de ahí y si lo deseaba, llevarse un recuerdito de la elección para gobernador.

2. Al menos 8 de cada 10 urnas ya fueron violadas. Existe un procedimiento específico para sellar los paquetes electorales, sin embargo, por lo menos el 80 por ciento de las casillas vienen selladas con cinta canela o cinta blanca. Es falso lo que dicen los voceros del PAN que se trata de circunstancias derivadas de un recuento, porque dicho recuento fue muy limitado. En un porcentaje similar, es decir, el 80 por ciento, las urnas no traen ni el acta de cómputo, ni la lista nominal con qué cotejarlas.

3. Boletas sin doblar dentro de las urnas. Este parece un detalle menor, pero no lo es. Si recordamos, cuando emitimos nuestro voto el 1 de julio, cada una de las boletas que utilizamos las  tuvimos que doblar para introducirlas en las urnas. Dicen que estas boletas las plancharon, esto es falso, porque en el conteo sólo se mostraron las boletas, no se plancharon. Además, muchas de éstas aún conservan restos de los talones de las cuales fueron desprendidas.

4. Urnas embarazadas. De acuerdo a la ley electoral, en ninguna urna puede haber más de 750 boletas, pues se han encontrado muchas que superan esa cantidad. Hay boletas que la impresión de su parte superior son de color diferente. Nosotros pedimos que se certificara con lámparas infrarrojas todas las boletas, pero dicha petición se nos negó, argumentando cuestiones de tiempo.

5. Urnas vacías. Sí, así como se escribe, en este recuento han aparecido urnas sin un solo voto en su interior, pero aquí esta lo grave, cuando se revisa el sistema, dichas urnas aparecen con votos, sobra decir a favor de quién. O las clásicas, donde el recuento de votos no coinciden con los datos consignados en las actas.

Todo esto ésta documentado y el personal de la Sala Superior ha dado cuenta de ello. Los datos que presentaron los académicos de la Universidad Iberoamericana quedaron corroborados. Ellos hablaban que, de acuerdo a su muestra, 73 por ciento de las casillas tenían irregularidades, pero en el recuento, este porcentaje subió al 80 por ciento. Por tanto, los principios de certeza, objetividad, legalidad y la cadena de custodia de esta elección para gobernador se perdieron y, en consecuencia,  la única salida legal es la anulación.

@MBarbosaMx

Te puede interesar