25 marzo 2019
El Popular

De frente y de perfil

Ahí viene Narro

Por Ramón ZURITA SAHAGÚN. / marzo . 30, 2017.

Hace poco menos de un año, comentábamos en este mismo espacio la posibilidad de que el PRI voltease los ojos hacia la figura de José Ramón Narro Robles, el flamante secretario de Salud, como una opción para la candidatura presidencial.

Las razones para ello, se traducen en el poco crecimiento de los que son considerados prospectos naturales. Por tratarse de un personaje que reúne la academia y la política en una sola persona, con un historial (hasta ahora) intachable, con una trayectoria destacable y con opciones a un rápido posicionamiento electoral.

Es cierto que Narro Robles no cuenta con el paso por las urnas como si lo tienen Miguel Ángel Osorio Chong, Eruviel Ávila Villegas y Luis Videgaray Caso, catalogados como la terna probable de la que saldría el abanderado del PRI.

Sin embargo, ninguno de ellos cuenta con el historial académico del secretario de Salud, quien durante ocho años fungió como Rector de la UNAM, además de varios cargos dentro del sector público, donde jamás negó su militancia priista.

Ninguno de ellos podría impactar dentro de la comunidad universitaria ni en el núcleo de los jóvenes, como si lo haría el exRector de la UNAM.

Subsecretario en dos distintas dependencias del ramo federal, Gobernación y Salud, donde trabajó al lado de dos figuras incuestionables que, además, fungieron como Rectores de la UNAM, antes que el propio Narro Robles.

Jorge Carpizo McGregor y Juan Ramón de la Fuente, tuvieron en el hoy secretario de Salud a uno de sus colaboradores más cercanos, que, a diferencia de ellos, se mantuvo fiel a la causa priista, reconociendo siempre su militancia en el partido tricolor.

Ante una difícil circunstancia como la que vive actualmente el PRI, los altos mandos del partido evalúan la posibilidad de competir con un candidato ajeno al círculo del Ejecutivo federal, pero con mayor credibilidad, menos negativos y grande posibilidades de crecimiento, con un buen diseño de estrategia.

Y es que por más que se busca, los otros aspirantes del PRI, simplemente, no crecen. Se encuentran estancados desde hace mucho en cifras que lo ubican hasta el tercero o, incluso cuarto lugar, en un cruzamiento con otros probables candidatos.

En el caso de José Ramón Narro, sus número van a la alza, aunque es poco el tiempo en que saltó a los primeros planos de la actividad política.

El secretario de Salud se mantiene como una opción para los priistas que ven como de manera positiva la sola mención del secretario de Salud atrae reflectores y simpatías, incluso dentro de un electorado que no es propenso a votar por el Revolucionario Institucional.

Si lo del lucimiento de Narro Robles es solamente una bola de humo, para esconder al verdadero tapado, caro lo habrá de pagar, en su momento, el partido en el poder, porque la plataforma que le están dando al secretario de Salud crece en forma notable.

Las opiniones son encontradas, ya que hay quienes opinan que si el PRI va con un candidato como Narro Robles podrían reflexionar su voto y apoyar al tricolor, ya que en caso contrario votaría por otro partido o dependiendo de quién sea el independiente.

El nombre del exRector crece en forma considerable dentro del reducido grupo de prospectos reales del PRI y se considera que sería el único capaz de mover consciencias de los electores para que sufraguen en favor de este partido, en caso contrario el tricolor podría irse despidiendo de Los Pinos.

Punto de acuerdo sobre feminicidio

La senadora panista Adriana Dávila presentará ante sus homólogos un punto de acuerdo para exhortar a diversas instituciones para seguir el caso del feminicidio de Emma Gabriela Molina Campos, quien fue víctima de violencia de género.

Molina Campos fue asesinada el pasado lunes en Mérida, Yucatán y se trata de un caso que vine desde 2012 cuando se separó de su esposo Alberto Medina, quien es señalado como prestanombres del exgobernador de Tabasco, Andrés Rafael Granier Melo, hoy en la cárcel.

Las influencias del esposo la llevaron a la cárcel, acusada de delitos falsos, al tiempo que sus tres hijos fueron separados de su custodia.

Por eso, el punto de acuerdo establece que la Comisión Nacional de Víctimas rinda un informe sobre como garantizó las medidas de asistencia para ella, derivadas de las recomendaciones de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, al tiempo que exhorta a las autoridades yucatecas, para que la línea de investigación sea por feminicidio.

Yune contra Yunes

Un rumor establecía que Andrea Yunes Yunes, hija del excandidato priista al gobierno de Veracruz, Héctor Yunes Landa, sería la candidata del PRI al ayuntamiento de Veracruz.

La versión fue desmentida por la propia involucrada, por lo que el rumor se estableció que provenía de las oficinas del propio gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, para distraer sobre la postulación que se hizo de su hijo Fernando como aspirante del PAN a ese mismo ayuntamiento.

Se trataba de mostrar que su primo Héctor también maniobraba para que su hija compitiera, como él lo hizo con su hijo Fernando y así el enfrentamiento e diese entre los primos Fernando y Andrea, como sucedió con él mismo y su primo hermano Héctor en los comicios del pasado cinco de junio, en que el panista resultó triunfador.

Con todo y ello, Héctor continúa en pos de una nueva candidatura al gobierno estatal para los comicios del año próximo.

Email: ramonzurita44@hotmail.com

Te puede interesar