11 diciembre 2017
El Popular

De tocho morocho

De Tocho Morocho

Por Montserrat FERNÁNDEZ. / julio . 07, 2016.

¡Ay mi querido lector olvidado a su suerte! En esta semana hemos comido incertidumbre, miedo, coraje, impotencia y una buena dosis de violencia. Cada día hay una sorpresa o sobresalto nuevo. El martes se registró una jornada violenta entre integrantes del Sindicato Libertad y de la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC en inmediaciones del municipio de Santa Lucía del Camino. El saldo: 2 personas heridas de bala, otros más golpeados, un taxi quemado y 5 unidades con ‘la parabrisas’ y vidrios rotos. El primer enfrentamiento ocurrió frente a la ciudad de las Canteras, donde se llevan a cabo las obras del Centro Cultural Oaxaca (CCO). El segundo espectáculo fue sobre la Carretera Federal 190, donde se ubican las oficinas de la CROC. La manzana de la discordia: La obra del Centro de Convenciones. La Policía Municipal se convirtió en un espectador más sin palomitas ni ‘chescos’ y sólo se limitaron a acordonar el área ¿Para qué meterse? Si luego los dejan como lazo de cochino y Derechos Humanos ni los apoya. Mi ignorancia me hace desconocer el teje y maneje de la repartición de las obras, así que esta columnista anduvo de preguntona para tratar de entender el problema. Un conocido me comentó que la repartición le corresponde a la Secretaría de Trabajo y a esa dependencia de nombre rimbombante llamada Secretaría de las Infraestructuras y Ordenamiento Territorial (Sinfra). Otro contacto dentro de la Secretaría de Vialidad y Transporte (Sevitra) me explicó lo siguiente: “La forma más justa de repartir las obras es en proporción al número de camiones concesionados que tenga cada sindicato, la bronca viene con la cantidad tan grande de camiones pirata que cada quien tiene”. Un funcionario federal ligado a la construcción me hizo este breve comentario: “El asunto es que depende de quien se entere primero de la obra, emplaza a huelga o firma el contrato y ese sindicato se queda la obra. Lo ideal es que se repartieran la obra a partes iguales o proporcional al tamaño de la obra, pero luego les sale lo valiente y se enfrentan”. Un funcionario estatal que conoce de pies a cabeza los movimientos sindicales y sus chantajes me aseguró:  “La empresa que gana la obra tiene acuerdo con el sindicato, y de acuerdo a las constructoras los más ‘decentes’ son los de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) pues son los que más respetan acuerdos”. Otro servidor público me dio esta otra versión “Son arreglos intergremiales. Existe una tabla de cómo se distribuyen las asignaciones de acarreos. Sindicato Libertad tiene 50% de los contratos, luego la CROC con 30%, la CTM tiene 10% y otras 2 organizaciones la 14 de junio y 23 de octubre sólo 5 o 8%”. Ja,ja,ja hasta aquí el panorama mi atormentado seguidor. Cada quien una versión diferente. Lo único que su humilde servidora puede concluir es que los sindicatos no aceptan este porcentaje sino que quieren tener más viajes “entre más viajes más lana”, me confió un transportista. Por otro lado, hay zonas donde existen hasta 5 ó 6 sindicatos, además de que algunas comunidades tienen sus propios camiones y maquinaria y exigen que se les contrate a ellos. No podemos minimizar la mafia gremial y la complicidad de las autoridades, una combinación que genera violencia y anarquía total. ¡Puff que complejo! Injusto sería culpar de todos nuestros males al gobierno en turno y a los ex funcionarios que han escrito páginas y páginas de saqueos desmedidos ¡Sinvergüenzas! ¡Hijos de… la mala vida! No sabe que ganas me dan ganas de decirles sus verdades o agarrármelos a trancazos, pero me acuerdo que violencia genera violencia… y se me pasa. Funcionarios que con su ineptitud, frivolidad y falta de ética han ayudado para que el pueblo se muera de hambre y frío (54 comunidades de la región viven en pobreza alimentaria y 56% de sus 261 mil habitantes sobreviven en condiciones precarias). También la sociedad ha jugado un papel importante al permitir que estos vulgares ladrones pisoteen las leyes y se burlen una y otra vez del pueblo. ¿Cuándo les hemos exigido cuentas? Mentadas de madre, criticas, burlas, exigencias y torpezas se quedan atrapados en la pared del Facebook y en el Twitter, principalmente. O simplemente, nos da flojera salirnos de nuestra rutina o nos da miedo enfrentarnos a las autoridades. Mucha queja, poca acción.  Mientras sigamos con la cultura del agachado, enarbolemos la bandera de la desunión y costumbre, Oaxaca seguirá oliendo a muerte, atraso y destrucción. Un fuerte olor a sobrevivencia. Por lo pronto, me quedaré con el olor a fiesta, tradición, colorido, grandeza histórica y ¡a Guelaguetza!

***

Al parecer la Federación se tuvo que tragar sus palabras y de manera sutil doblar las manitas. No vaya usted a creer que la Reforma Educativa fue tumbada por la mafia magisterial ¡no! Simplemente MIGUEL ÁNGEL OSORIO CHONG, secretario de Gobernación, planteó o sugirió un nuevo modelo educativo que esté de acorde con las necesidades de la CNTE. Hace unos días CHONG dijo que se había agotado el tiempo para las comunidades que estaban en situación crítica y que miles de familias no aguantaban más (Chiapas y Oaxaca), y que era obligación del Gobierno de la República regresar la tranquilidad de los millones de ciudadanos que exigían aplicara la ley. Sin embargo, no ha pasado absolutamente nada, al contrario, la sección 22 arreció sus protestas bloqueando centros comerciales ¿Cuánto tiempo más seguiremos bajo el yugo magisterial?

 

*Lic. Ciencias y Técnicas de la Comunicación

*Directora de Enlace con la Dirección de El Imparcial

tochomorocholacolumna@hotmail.com

tochomorocho@imparcialenlinea.com

 

Te puede interesar